Autor: Pablo Herreros Ubalde 19 enero 2012

Es probable que los cuervos y otras especies similares de pájaros se encuentren entre los animales que mejor se han adaptado a los continuos cambios en las condiciones del entorno, desde el surgimiento de las aves hace más de 100 millones de años.

Un cuervo sostiene una pelota de golf (imagen: Sündew / Flickr).

Los córvidos (Corvidae), familia a la que pertenecen una gran cantidad de especies como el cuervo, la urraca o las grajillas, han colonizado los más diversos nichos ecológicos y habitan en casi la totalidad de las latitudes del planeta Tierra. Esta historia de éxito no es de extrañar si tenemos en cuenta que los córvidos son considerados como la familia de aves con una mayor inteligencia desde el punto de vista humano.

Volteretas en la nieve.

Entre otras, tienen la capacidad de construir y modificar herramientas para conseguir alimento, algo que requiere hacer una representación mental previa del resultado final. Quizás sea esta capacidad, la razón por la que cuentan también con la gama de comportamiento de juego más compleja y diversa: juego social, juego con objetos y juego locomotor.

Esta hipótesis es posible, ya que según datos publicados por Joseph Ortega y Marc Bekoff, las aves en las que encontramos una variedad de juegos más amplia son las que tienen un lóbulo frontal más desarrollado, como es el caso de los Passeriformes, orden a la que pertenecen la familia de los córvidos.

Juego entre mascotas.

Aunque aún no existe una definición del juego en animales que haya sido aceptada por todos los científicos, la que más simpatías despierta hasta el momento es la elaborada por el etólogo Marc Bekoff, quien lo describe como: “toda actividad ejecutada después de nacer, que parece no tener objetivo alguno, en el que los patrones locomotores de otros contextos son usados mediante formas modificadas o secuencias alteradas”.

Bekoff está convencido de que los animales, o al menos lo parece, nos involucramos en comportamientos de juego solo por la «diversión de hacerlo». Gracias a que es placentero por sí mismo, reforzamos una tendencia que favorece el entrenamiento de habilidades físicas, emocionales y sociales, que serán clave en nuestra supervivencia.

Un cuervo se divierte practicando el snowboarding.

Entradas relacionadas:



6 Respuestas to “El juego de los cuervos”

  1. Raquel:

    Quins animals mès simpàtics!

  2. jose moròn:

    En la Riviera Maya, hay unos córvidos, que tras robar los sobrecitos de azucar que hay en las mesas de los restaurantes,los mojan en el agua de la piscina,concretamente donde nos sacamos la arena de los pies, y una vez el papel se ablanda, se comen el azucar.

  3. luisroybean:

    Hola, ¿cómo estás? He utilizado estas entradas tuyas para componer un post en mi blog sobre el juego en los animales. Si no tienes inconveniente, claro. Te dejo el enlace por si te quieres pasar. Gracias por lo que haces. Saludos.

    http://vidaytiemposdeljuezroybean.blogspot.com/2012/01/vocabulario-fundamental-animales-viii.html

  4. jordi:

    Relación: interesante articulo publicado en la revista sudafricana, Africa Geographic – Birds & Birding
    http://www.fitzpatrick.uct.ac.za/africa_birds/ABB16(5)50-54.pdf
    E obtenido el PDF poniendo el titulo del reportaje en un buscador, creo que es total mente libre y legal, pero de no ser así por favor eliminarlo. ya sabemos que España esta muy sensible en estos tiempos.

  5. admin:

    Por supuesto luiroybean, es un honor que tomes los contenidos del equipo de somosprimates.com Coge tanto como quieras.

    Abrazos

  6. Juego de los CuervosPsicoSapiens:

    […] Fuente: Somosprimates.com […]

Introducir comentario

Solo se publicarán mensajes que:
- sean respetuosos y no sean ofensivos.
- no sean spam.
- no sean off topics
- siguiendo las reglas de netiqueta, los comentarios enviados con mayúsculas se convertirán a minúsculas.

A %d blogueros les gusta esto: