Autor: Pablo Herreros Ubalde 13 Enero 2014

Entre el pueblo asanthi (en Ghana), un taburete de oro es el símbolo de autoridad en la comunidad. El día que pasa a un nuevo líder, este debía conservarlo durante los años del mandato y cuidarlo como uno de sus bienes más preciados. La leyenda cuenta que si lo pierden o es robado el gobernante perderá su poder. Algo similar debe ocurrir en las empresas porque la gente pelea por las posiciones. No dejes que los trajes y corbatas te confundan. Los humanos nos hemos llevado la selva a las reuniones de trabajo y hemos hecho de ellas un ritual. Su función principal no siempre es la puesta en común de ideas sino recordar las posiciones en la escala de mandos.

 

TEDx ¿Qué nos enseña la naturaleza sobre las empresas?

jungla

La jungla laboral (imagen: Simon Webster / Flickr).

Según un estudio publicado por el Wharton Center for Applied Research, los directivos aseguran que el 44 % de las reuniones a las que acuden no sirven para nada. El experto en coaching Carlos Herreros de las Cuevas cree que muchas de las decisiones que están en el orden del día ya han sido tomadas por el jefe o alfa del grupo «mucho antes de entrar a la sala». Lo que realmente importa en estos encuentros es recordar quién tiene el poder, como en las ceremonias de las tribus.

Algo similar parecen sentir algunos directivos, ya que el lugar donde te sientas alrededor de la mesa de reuniones es un buen indicador. Cuanto más cerca del jefe más poder tienes. Además los asientos están asignados con anterioridad y si es recién llegado, de manera inconsciente, el novato tiene cuidado de no sentarse cerca del jefe porque probablemente ese sitio ya pertenezca a alguien. Sentarse en el asiento de una persona importante sería percibido como un reto a su posición, porque aunque no llevan el nombre sí están repartidos de antemano. En una ocasión, un directivo amigo mío me aseguró que la gente en su empresa corría por los pasillos antes de las reuniones para asegurarse un lugar cerca del director.

Otro de los referentes más apasionantes es poseer una plaza para el automóvil en el aparcamiento de la empresa. Conscientes de que es un indicador de estatus en la organización, los aspirantes compiten por ella como machos cabríos y una vez la consiguen se pueden permitir presumir de su conquista. Mirar el reparto de estos recursos escasos y la ubicación de cada uno da más información que estudiar el organigrama formal.

Los chimpancés y otras especies también desplazan a otros miembros de los lugares que consideran suyos y defienden su ubicación. En primatología lo llamamos suplantación o desplazamiento, y representa una excelente indicador de la dominancia de un individuo sobre otro. Por ejemplo, los babuinos luchan por las hembras, pero también por los lugares de sombra, de mayor visibilidad o por las zonas cercanas al líder. De hecho, nunca verás al macho beta excesivamente alejado del macho alfa. Si un recién llegado o subordinado se acerca demasiado al centro de poder, se la está jugando y puede provocar la agresión de los «hombres del presidente».

chimpas

Reunión de chimpancés (imagen: vmiramontes / Flickr).

A la hora de tomar decisiones, también la jerarquía y la dominancia se hacen visibles en las reuniones. El debate es evitado de manera sistemática por los líderes más débiles porque temen que se les vaya de las manos. Si el recién llegado trata de aportar nuevas propuestas, los hombres del jefe se saltarán un fenómeno considerado universal por la antropología: los humanos cooperamos cuando hablamos por turnos. La realidad de algunas empresas es que muchos jefes y otros aliados de la dirección impedirán que los nuevos hablen demasiado y estos serán interrumpidos o mirados con cara de marcianos, como si hubieran violado ciertas normas que no están recogidas por escrito.

Daniel Takahashi, un neurobiólogo de la Universidad de Princeton, grabó las conversaciones entre parejas de monos titís que estaban próximas pero que no se podían ver. Los resultados mostraron que estos primates esperaban una media de cinco segundos para comunicarse y responder a las llamadas del compañero. Se esperaban unos a otros para comunicarse y respetaban el turno, lo que sugiere que deseaban escuchar lo que los compañeros y compañeras querían transmitirles.



24 Respuestas to “Primates en las reuniones de trabajo”

  1. ALMA ROSA AGUILAR:

    Es muy interesante ver nuestras conductas reflejadas en la conducta animal, no es mas que un recordatorio de donde venimos, algo que no debemos olvidar….

  2. Mª Dolores:

    Estoy de acuerdo en que la mayoría de las reuniones ya están tomadas ,antes de la reunión ,los principales jefes se han reunido con anterioridad y han tomado una decisión .Pero yo pienso que sería mejor contar con todo el personal porque a veces la más insignificante persona puede aportar algo positivo y mirar que mejore la marcha de la empresa. Saludos Pablo

  3. Mª Dolores:

    Las conductas de algunos Animales como los chimpancés u otra especie son muy similares a las nuestras ,casi me atrevería a decir que mejores pues ellos al menos se esperan unos a otros para comunicarse y respetan el turno .Como tu bien comentas en tu Articulo deseaban escuchar lo que sus compañeros ( Los titis ) querían transmitirles .

  4. CIPACTLI:

    La organización y la lucha constante por el poder y privilegios no sólo se atribuyen a una cuestión económica, claramente podemos leer que este sentimiento de pertenencia y de ejercer una autonomía ha ido desarrollándose y evolucionando. Me encantaría saber más información al respecto, saludos.

  5. María Asunción Gutiérrez López:

    Para saber más sobre políticas de poder de primates recomiendo la obra del etólogo Frans de Vaal ” la política de los chimpancés” y otras obras sobre estrategias políticas y de poder de primates mayores. No es una visión nada nueva ya se ha estudiado y hay estudios muy serios de etólogos, pero gracias por el artículo. La obra del etólogo de Vaal ha permitido grandes avances en muchos campos y es un libro de cabecera en muchas titulaciones, pero de nuevo gracias por el artículo.

  6. Cristina:

    ¡Qué razón tiene!

  7. Primates en las reuniones de trabajo:

    […] Primates en las reuniones de trabajo […]

  8. Indio:

    Interesante artículo, yo he vivido esa experiencia cuando a mi empresa la compró otra y se dieron todos los ejemplos que describes tan claramente aquí, ¿y que pasó al final? Que todo se fue a la mierda, CERROJAZO!!!

  9. Juanjo:

    Tremendo señor Pablo, tremendo. Mucha gente se centrará en la comparación con el animal aunque este texto dice muchas cosas más que ocurren todos los días en las empresas y cosas en las que todos deberíamos reflexionar para cambiar.

  10. Cristina:

    Me pregunto que “pensarian” los primates si vieran a los tertulianos de Tele-5

  11. Pablo:

    Somos primates,pero la prehistoria y la historia nos ha modelado la inteligencia por lo que somos una raza superior,por lo tanto es triste
    que tengamos una lucha tremenda por el liderazgo en cualquier tipo
    de asunto. Un millon de gracias D.Eduardo.

  12. Marcelo Cendrós:

    En las carceles, tambien ocurre eso, los presos tienen un jefe (pran) que es protegido por guarda espaldas y toman desisiones sobre toda la poblacion carcelaria

  13. Primates en las reuniones de trabajo | Delivering Happiness at Work:

    […] Herreros escribe este post en la web “somos primates” por Eduard Punset, nos ha parecido muy interesante y hemos decidido compartirlo con todos […]

  14. Primates en las salas de reunión | Pablo Herreros Ubalde:

    […] Primates en las reuniones de trabajo Autor: Pablo Herreros 13 January 2014 […]

  15. Borja:

    Y que ocurre o como debes considerarte, si careces de necesidad de seguir a un líder alfa y tampoco tienes ninguna intención de serlo tu mismo?
    ¿Eres más evolucionado y mejor espécimen para la vida diaria o por el contrario estas perdido en esta sociedad de competencia salvaje?

  16. Sergio:

    Muy interesante Pablo. Desgraciadamente muchas de las organizaciones empresariales que hemos construido siguen el modelo de la jerarquía, en vez del de la cooperación dirigida hacia la consecución de un objetivo común. Afortunadamente la naturaleza también nos muestra ejemplos de cooperación exitosos como los desarrollados por hormigas, termitas, abejas…

  17. Marcos:

    Me encanto : “muchos jefes y otros aliados de la dirección impedirán que los nuevos hablen demasiado y estos serán interrumpidos o mirados con cara de marcianos”… Que triste realidad.!! Y si el novato es senior? Peor!

  18. El Borriquillo Ignorante:

    Durante años “mi amo”, ha sido un directivo de alto nivel de una gran empresa extranjera en España y el 90% de lo que he leido en este artículo me lo susurraba mi amo en el oido, cuando estresado venía a acariciarme.
    Un saludo ilustre señor Punset de este humilde borriquillo… ¿cuánto no daría yo por ser un sabio, como usted?

  19. Eva Cantavella:

    Mi pasión es el mundo de las reuniones y tu post da mucho que reflexionar sobre comportamientos en las mismas. Gracias Pablo.

    Te busco en twitter y comparto!

  20. Olaia:

    No puedo estar más de acuerdo. Artículo más que interesante y que da lugar a una gran reflexión sobre nuestro comportamiento rutinario y dado por sentado. Gracias

  21. Nathaly Gonzalez:

    Esto mismo pero en relación al valor de la mujer en el mundo empresarial es explicado por la CCO de Facebook, Sheryl Sandberg, la charla es muy interesante y se pude ver online desde TED. Uno de sus consejos es “sentaros en la mesa”. ( en lugar de quedaros en uno de los laterales de una sala de reunión. Es muy inspirador.

  22. Natalhy:

    Es algo que siempre he percivido en mi trabajo y incluso en reuniones familiares, nos portamos de este modo incluso en la amistad.. y intentare ver lo que recomienda Nathaly..un saludo

  23. Somos Primates » Primates en las reuniones de trabajo | ¡Machos alfa! No son.:

    […] Leer más en: Somos Primates » Primates en las reuniones de trabajo. […]

  24. Michelle Souyet:

    Me parece muy valioso el aporte, denota la importancia que tiene escuchar nuevas voces, o voces nuevas, que siempre traen novedades, o una visión distinta sobre los temas ancestrales.

Introducir comentario

Solo se publicarán mensajes que:
- sean respetuosos y no sean ofensivos.
- no sean spam.
- no sean off topics
- siguiendo las reglas de netiqueta, los comentarios enviados con mayúsculas se convertirán a minúsculas.

A %d blogueros les gusta esto: